Sobre el autor

Samuel Parra

Jurista. Experto en privacidad y protección de datos de carácter personal. 14 años de experiencia en el sector.

11 comentarios

  1. 1

    Luis

    Quien fue el juez?
    Porque en la AN tienen uno que sabe mucho de tecnología, Eloy Velasco, me extrañaría mucho que fuese de él esa sentencia.

    Yo por eso no tengo fotos en internet, solo tengo 1.
    Visto lo visto, va a ser mejor hasta quitar esa.

    Responder
    1. 1.1

      Samuel Parra

      La cosa es que no es cosa de un juez, sino de 3 magistrados constituidos en Sala. En el enlace a la sentencia tienes los nombres que compusieron la sala en este caso concreto… Y no, Eloy Velasco no está entre ellos 🙂

      Responder
  2. 2

    rrr

    vaya tela¡¡¡¡¡ y que miedo

    Responder
  3. 3

    gregorio alonso

    Buen artículo Samuel, la gestión de la libertad cada vez se pone más complicada. Resulta sorprendente cómo todavía no acabamos de entender la sociedad digital. Saludos

    Responder
    1. 3.1

      Samuel Parra

      Gracias Gregorio, y sí, la cosa se está poniendo un poco fea 🙁

      Responder
  4. 4

    LÓPEZ LERA ABOGADO

    Excelente entrada. La sentencia ha adquirido firmeza?.

    Un saludo.

    Responder
    1. 4.1

      Samuel Parra

      No me consta recurso :/ pero vamos, yo la habría recurrido 🙂

      Responder
  5. 5

    Flora Egea

    Muchas gracias Samuel, sin duda una materia sobre el que todo el sector debe reflexionar. Y creo que veremos más Sentencias en esta línea. Saludos.

    Responder
  6. 6

    Jesús Yáñez

    Alucinante. Loco me he quedado con lo que acabo de leer, así te lo digo.
    Mil gracias Samuel.

    Responder
  7. 7

    Ruth

    Buenas tardes, quisiera comentar un problema o situación curiosa y desesperante. Mi pareja está intentando pedir un préstamo el cual en principio es viable, pero en algunas entidades bancarias aparece(en otras no) como si estuviera en una lista de morosos que ni aparece cual por ningún lado, en el asnef nunca ha estado, hemos financiado dos iPhone plus y ningún problema, para el alquiler de la casa, ningún problema. No entendemos nada . Agradecería que nos ayudaran porfavor. Muchas gracias

    Responder
  8. 8

    José Luis

    Ciertamente creo que es preocupante la inseguridad jurídica que se deriva de esta sentencia, no solamente por el hecho de que se utilicen como prueba de la autoría únicamente el nombre y las fotos del perfil de Twitter, sino porque incluso en el caso de que la cuenta fuera abierta por el acusado, ésta podría haber sido hackeada y los mensajes haber sido emitidos por alguien distinto a él.
    En mi opinión para determinar la autoría en este tipo de delitos cometidos por Internet, resulta imprescindible la realización de un peritaje informático sobre los equipos desde los que supuestamente se ha cometido el delito, que permita adquirir certeza sobre los hechos imputados y descartar una intervención de terceros.
    Desgraciadamente, creo que falta bastante para que nuestros tribunales asuman que en estos delitos el peritaje informático es tan necesario como el médico forense en los delitos de lesiones.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *